Un balance de lo que pasó en 2019

Por el 7 febrero 2020

El titular del juzgado n.° 1 en lo Penal Contravencional y de Faltas de la Ciudad de Buenos Aires, Rodolfo Ariza Clerici formula un racconto de lo realizado en 2019

El escrutinio sobre la gestión del servicio de justicia en el ámbito de la Ciudad durante el período 2019, exhibe un notable incremento del cúmulo de ingreso de causas, con fuerte impacto en lo que respecta a la transferencia de las competencias de la Justicia Nacional y Federal en lo Criminal y Correccional.

El tratamiento de los casos, caso a caso, se perfila desde distintos ángulos. Por un lado, respecto a los nuevos casos penales se advierte un incremento de letrados particulares y una disminución de la intervención de la defensa pública. Consecuentemente, acarrea dos aspectos, por un lado, el relativo desconocimiento de las reglas del sistema acusatorio por parte de los litigantes, que pese a ello recurren a institutos alternativos, como el avenimiento (art. 266 del CPPCABA) o juicio abreviado, como solución al encierro alternativo; o en algunos otros casos, la aplicación de morigeraciones al encierro preventivo mediante alternativas menos restrictivas que la prisión preventiva.

También se advierte que los acusados presentan notablemente, afecciones relativamente graves en su salud individual, y a su vez, un incremento en la demanda de dispositivos digitales de geoposicionamiento (pulsera o tobillera electrónica). A su vez, esto se vio recrudecido por la declaración de emergencia penitenciaria resuelta por el Poder Ejecutivo en el mes de marzo de 2019.

Por otro lado, también hemos tenido injerencia en aspectos más complejos no solo vinculados a operativos de lucha contra el narcotráfico, sino en otras materias tales como discriminación, cuestiones de género, minorías (LGBTIQ), cuestiones ambientales, que también revisten interés institucional, en la medida que se han establecido pautas contra patrones estructurales de discriminación. Además, se han recuperado bienes paleontológicos de valor cultural incuantificable.

En síntesis, el balance en términos generales cuantitativos y cualitativos ha sido positivo, en la medida que el cúmulo de ingresos de casos, si bien ha incrementado, el nivel de resolución de aquellos se ha mantenido simétricos.-